Cómo taladrar con seguridad

Cómo aprender a taladrar

Taladrar significa perforar, horadar, hacer un agujero con un taladro o algún otro instrumento de similar característica sobre alguna superficie. Es una tarea sencilla, pero igualmente hay que tener en cuenta algunos detalles para que los huecos no salgan torcidos, demasiado grandes o rajen la superficie que estamos perforando.

Las medidas de seguridad al momento de usar el taladro ayudarán a llevar a cabo un trabajo más prolijo y duradero.

Tips para taladrar con seguridad

Brocas: Las brocas a utilizar deben ser elegidas teniendo en cuenta el material a perforar.

Controlar: Antes de perforar cualquier tipo de superficie, no olvide comprobar si en el lugar elegido para hacer el orificio no pasa ningún caño o instalación eléctrica.

Protección: Siempre que vaya a trabajar, por mas sencillo que sea el trabajo, debe usar gafas protectoras para los ojos y guantes.

Perforaciones derechas: Coloque la broca bien perpendicular a la superficie a perforar. Comience a agujerear y cuando la broca se sienta firme, recién ahí empiece a ejercer presión.

Material a perforar: Siempre se debe sujetar muy bien el material que vamos a perforar, sobre todo si es pequeño, ya que al terminar de ser perforadas pueden comenzar a subir por la broca, pudiendo dañar las manos u otra parte del cuerpo.

Si va a perforar alguna superficie resbaladiza, coloque una cinta de tela en forma de cruz en el lugar de la perforación, para evitar que la broca resbale y arruine el trabajo.

Finalización del trabajo: Siempre que termine de perforar, tenga que cambiar la broca o limpiar la máquina, debe hacerlo con la máquina apagada y para mayor precaución, desenchufada.

Medidas comunes: Como todo aparato eléctrico, mantenerlos lejos del agua o fuentes de humedad y no tirar nunca del cable.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo taladrar con seguridad, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

20 valoraciones. El 65% dice que es útil.