Cómo Teñir Cuero

Cómo teñir superficies de cuero

El cuero es un material muy resistente que nos durará por muchos años, siempre y cuando le demos un mantenimiento y reparación adecuados.

En el artículo "Cómo limpiar el cuero" dimos algunos consejos muy útiles que nos permitirán conservar bien este material. En esta nota, veremos cómo hacer para teñir el cuero, ya se trate de cinturones, maletas, prendas, fundas, etc., con lo que conseguiremos no sólo una mayor protección, sino también un cambio de estilo.

Si tenemos en cuenta que el cuero puede llegar a durar toda la vida, este procedimiento nos permitirá lucir nuestros objetos con una apariencia totalmente nueva, rompiendo la monotonía.

Materiales necesarios

- Acondicionador de cuero
- Protector de cuero en spray
- Limpiador de cuero
- Esponja
- Cepillo suave o brocha de lana
- Trapos o paños suaves y limpios
- Tinte de colores para cuero

Es más recomendable utilizar tintes vegetales, que agarran mejor al cuero, no tienen la toxicidad del resto, y tienen una mejor apariencia. Un punto muy importante a la hora de adquirir un determinado color es tener en cuenta que el acabado final no será igual que el color del producto. Es por ello que deberemos fijarnos en la muestra que se coloca en la etiqueta de la botella, la cual nos permitirá tener una idea más acertada del resultado final.

Una vez que contemos con todos los materiales, podemos proceder a realizar el teñido del cuero.

Procedimiento para teñir el cuero

Lo primero que tenemos que hacer es utilizar el limpiador de cuero, para quitar todas las manchas y restos de suciedad que puedan estropear el trabajo. Para ello, mezclamos una parte de limpiador de cuero por cada litro de agua. Aplicamos la mezcla sobre el cuero y cepillamos suavemente, con un cepillo suave o una brocha de lana.

Luego, ayudados por la esponja, humedecemos uniformemente todo el cuero sin dejar ninguna parte seca. Ahora, no tenemos más que aplicar el tinte de manera uniforme, para conseguir un tono constante.

Dejamos secar durante al menos dos horas, comprobando que haya quedado totalmente seco, y volvemos a dar una o dos manos más, con el objetivo de conseguir el tono buscado.
Durante el tiempo de secado, es recomendable ir moviendo el cuero de forma que no pierda la flexibilidad y no se agriete la pintura cuando ya esté el trabajo terminado.

Cuando hayamos dado las manos de tinte suficientes, utilizamos el paño para pulirlo y que quede lo más lustroso posible.

Por último, no tendremos más que aplicar una capa con el protector de cuero y ya tendremos nuestro tinte terminado.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo Teñir Cuero, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

112 valoraciones. El 88% dice que es útil.