Cómo hacer Sellos de Cera con Corchos y Maderas

Uso de los Sellos de Cera o Lacre

Los sellos de cera, o sellos de lacre, fueron muy populares a lo largo de la historia. Cada rey y reina, cada duque y cada personaje referente en la historia mundial contaba con su propio sello personal, irreproducible según la ley, que permitía no sólo especificar la legalidad de las misivas y de los decretos, sino que también aseguraba su privacidad: para leer el contenido de los textos sellados con lacre, había que romper el sello, inevitablemente.

Con el pasar del tiempo, los sellos de estampa de lacre han adquirido un fin mayormente decorativo. Logran dar estilo y personalidad a cualquier misiva, ya sean cartas, invitaciones, notas de agradecimiento o salutaciones de todo tipo.

Materiales para hacer los sellos

Podemos hacer nuestros propios sellos de corcho o madera, materiales por demás económicos que probablemente ya tengamos en el hogar. Consigue un trozo tubular de madera (como un sector del mango o palo de una escoba, un trapeador o un plumero, según el diámetro deseado para el sello), o bien un corcho sintético de los que poseen las botellas de vino.

Si eliges hacer el sello con corcho sintético, verás que posees dos tipos. Uno es de un material similar a una esponja rígida, y otros corchos parecen de plástico. Puedes usar ambos, según tu disponibilidad.

Para crear el molde, usaremos una herramienta punzante bien caliente, para lo cual la tomaremos con una pinza y la colocaremos sobre la llama de los quemadores. Otra opción es usar un soldador de punto o un pirograbador, colocándole la punta más fina, o bien un cutex o bisturí bien afilado.

Cómo crear el sello de corcho

Mientras se calienta la herramienta, marca con un rotulador indeleble el diseño en el corcho, en uno de sus extremos. Pueden ser letras, formas, un monograma, o lo que quieras. Recuerda marcarlo a la inversa, como si tuvieses que leer el mensaje o las letras en un espejo. De este modo, al sellar el lacre o la cera, las letras quedarán al derecho.

Marca las letras con la herramienta caliente sin hacer demasiada presión y sin demorarte demasiado. Puedes hacer pruebas en otros corchos, hasta lograr el diseño perfecto. Luego, simplemente derrite cera o lacre, coloca una generosa gota sobre el sobre o el papel, y velozmente presiona con tu sello de corcho.

Cómo hacer el sello de madera

Si eliges hacer el sello en madera, escoge un cilindro del diámetro que prefieras. Nuevamente, marca el diseño a la inversa, y prepara el material para crear el ahuecado. Puedes utilizar un pirograbador, bien caliente, para crear el diseño en profundidad. Luego, deberás lavar o limpiar para retirar lo quemado de la madera, evitando que se transfiera a la cera. Puedes humectar con aceite o con crema de manos, evitando que se pegue.

Otra opción es usar un torno de mano para grabar (engraver). Estos tornos poseen una punta pequeña, diamantada, que gira a gran velocidad. Usándola como un lápiz, puedes crear la profundidad de la madera para crear tu sello personalizado.

Con estas ideas lograrás hacer la cantidad de sellos que quieras, para personalizar todos tus comunicados, o incluso para decorar. Puedes usar cera, parafina, lacre, o también masilla para artesanos, masa de dos componentes, e incluso porcelana fría u otras masas para modelar.

Imágenes de Cómo hacer Sellos de Cera con Corchos y Maderas

Imagen 1.
Imagen 2.
Imagen 3.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer Sellos de Cera con Corchos y Maderas, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

42 valoraciones. El 93% dice que es útil.