Cómo decorar la nevera para disimular su presencia

Decorar la nevera o heladera

La nevera es un elemento indispensable en las cocinas de nuestros hogares. Pareciera que no concebimos la vida y la alimentación diaria sin ella, pero a veces se impone en la cocina como un elemento inconexo. Más aún cuando se trata de una nevera algo añosa o maltrecha, que logra afear el ambiente con su sola (aunque útil) presencia.

Pero aquí recopilamos algunos consejos para decorar la nevera, de modo de integrarla a la habitación principal de muchos hogares.

Ideas para decorar la heladera o refrigerador

Vinilos. Hay muchas formas en las que podemos decorar el refrigerador. Una de ellas es aplicar vinilos decorativos, para dar un aspecto más lúdico y entretenido, o incluso para aportar algo de estética y glamour a la nevera. En el mercado podrás hallar vinilos de casi cualquier color y diseño, y en estudios y tiendas del hogar especializadas podrás incluso enviarlos a hacer a tu gusto.

Pintura. También puedes pintar tu nevera. Elige los diseños, patrones, moldes y colores que mejor complementen tu hogar, mantén la nevera desconectada de la red eléctrica, y dale nueva vida y un mejor aspecto a tu vieja nevera.

Apliques tridimensionales. Por último, hay un truco con el que podemos dar un paso más allá en lo que respecta a decoración y ambientación de la cocina. Se trata de decorar la nevera para disimularla, imitando el mobiliario de cocina que la rodea, u otras texturas de tu preferencia. Para lograrlo, nos valemos de apliques tridimensionales, en chapas y laminados delgados y de bajo peso, que permiten una funcionalidad normal de la nevera, integrándola al espacio.

Para decorar el refrigerador imitando el aspecto del mobiliario de la cocina, mide con precisión las dimensiones de tu heladera o nevera, contemplando si está empotrada o a la vista, para calcular también el tamaño de sus laterales. Ya contando con los tamaños anotados, debes ir a por las planchas laminadas que imiten la veta de la madera del mobiliario de cocina, o bien la textura y el material del que se tratara.

Cuando tengas ya las láminas listas para ser colocadas, con buenos cantos laminados y con los tiradores en su sitio, desconecta la heladera o la nevera para tener siempre seguridad y protección. Utiliza cemento de contacto para colocar este laminado fino y liviano sobre las puertas de la nevera, y también sobre sus laterales. Asegúrate de presentarla primero, sujetando el laminado con cintas de carrocero o de pintor, y abrir y cerrar la puerta para asegurar un buen funcionamiento y desplazamiento.

Luego, adhiere el laminado y déjalo sujeto con cintas, para una correcta sujeción. A continuación, puedes comenzar a disfrutar de esta nevera integrada al mobiliario de cocina. Recuerda dejar espacio de circulación de aire en su parte posterior, para permitir ventilación en el motor.

Imágenes de Cómo decorar la nevera para disimular su presencia

Imagen 1.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo decorar la nevera para disimular su presencia, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

8 valoraciones. El 88% dice que es útil.