Cómo hacer bodegas con materiales de construcción

Bodegas con materiales de construcción

Las bodegas son elementos muy útiles y llamativos, no sólo en cuanto a la decoración del hogar, sino también al respecto del correcto guardado y mantenimiento de las botellas de vino. Estas botellas deben quedar en posición horizontal durante su guarda, de modo tal que el líquido tome contacto con el corcho, permitiendo un mejor mantenimiento y conservación de esta noble bebida.

Por ello, la guarda de botellas en una bodeguita es ideal. Y aquí aprenderemos a confeccionar nuestras propias bodegas, a partir de materiales de construcción sobrantes de nuestros proyectos anteriores.

Ideas para crear una bodega con materiales de construcción

Ladrillos huecos. En primer lugar, los favoritos en este proyecto son los ladrillos huecos. Para confeccionar la bodega, nos valemos de tantos ladrillos huecos como dispongamos, y cemento o cemento de contacto para su unión, aunque los más hábiles podrían también valerse de sogas y alambres. Montamos los ladrillos de modo que propicien un espacio de guarda para las botellas, y pintamos o barnizamos según el estilo de preferencia. Para prevenir el roce y la rotura de las botellas en la guarda, podemos forrar el interior con una tela o una superficie mullida.

Tejas. Con la misma técnica, podemos utilizar las tejas restantes, juntando las partes cóncava y convexa enfrentadas, para crear así una especie de tubo. Si las tejas fueran lo suficientemente profundas, podremos colocarlas simplemente una junto a la otra, y la hilera superior intercalando para guardar allí las botellas. También podemos forrar el interior para prevenir el maltrato de las botellas.

Cemento y cal. Quienes dispongan del tiempo y la dedicación, podrían crear su propia bodega con cemento y cal sobrantes de su último proyecto de construcción. Para hacerlo, debemos disponer de un marco que sirva de molde, para colocar una capa de cemento, la que podremos ir marcando y moldeando de la forma deseada mientras se va secando, con la ayuda de tubos de cartón de mayor diámetro que las botellas. Así podremos crear los huecos en los que mantendremos el vino.

A la hora de crear, sólo la imaginación es el límite. Podemos valernos de alambres sobrantes para crear círculos y uniones para mantener allí las botellas, o también resinas y yeso para un estilo moderno, con un poco de paciencia e imaginación, creando nuestra propia bodega de guarda de botellas de vino.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer bodegas con materiales de construcción, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

2 valoraciones. El 0% dice que es útil.