Consejos sobre Cómo Regar las Plantas

Consejos para Regar Plantas

Regar las plantas es una tarea básica dentro del cuidado de las mismas. Si bien parece ser algo sencillo que no provoca grandes inconvenientes, es recomendable tener en cuenta algunos puntos para que este proceso sea mas satisfactorio.

En primer lugar, se debe regar regularmente, teniendo cuidado de no hacerlo en exceso. Esta tarea no sólo ayuda al crecimiento de las plantas, sino que también las mantiene sanas, de forma que puedan protegerse de las enfermedades y el daño provocado por insectos.

En el momento en que están siendo plantadas, es importante regarlas minuciosamente, permitiendo que la tierra se seque, y posteriormente agregar agua de nuevo por completo hasta que se establezcan. Siempre se debe regar hasta que el agua alcance la zona de las raíces. Para áreas grandes, es probable que se requiera utilizar un rociador. El riego superficial puede provocar raíces poco profundas, las cuales generalmente dan como resultado plantas poco saludables que no sobrevivirán durante el clima cálido.

Otro punto importante es regar las plantas por la mañana, ya que esto permite minimizar la evaporación durante las horas de mayor sol. El riego nocturno no es recomendable ya que puede fomentar plagas o raíces con hongos. El líquido debe estar a temperatura ambiente, ya que si se encuentra demasiado frío puede perjudicar a la planta.

Para saber si la tierra contiene suficiente agua, hay que introducir el dedo un par de centímetros en el suelo que rodea a la planta. Si se encuentra húmeda, no es necesario regar.

Cómo nutrir el agua para el riego de las plantas

Otra opción para que el riego de plantas sea mas beneficioso es nutrir al agua. Para ello, se puede dejar en una jarra durante un día entero para que se evapore el cloro, especialmente si es agua de grifo. Esto ayudará a evitar los bordes oscuros en las hojas. También es bueno utilizar el líquido en que se han hervido huevos duros, ya que está cargado de minerales, o poner las cáscaras de huevo en un jarro con agua, taparlo, y dejarlo un día entero antes de regar.

La soda es otro liquido muy beneficioso para regar las plantas, es por eso que es bueno aprovechar el sifón que ha perdido la efervescencia, ya que contiene los elementos químicos que les ayudará a tener más vigor y color.

Con estos consejos podrás hacer un riego más efectivo de las plantas, aportándole todos los nutrientes necesarios para que crezcan sanas y fuertes.

Si deseas leer más artículos parecidos a Consejos sobre Cómo Regar las Plantas, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

37 valoraciones. El 97% dice que es útil.