Cómo Taladrar un Vidrio

Cómo Perforar un Vidrio

Taladrar un vidrio o una pieza de cristal no es una tarea muy común, pero tampoco es imposible de llevar a cabo.

Las brocas que se utilizan para perforar o taladrar cristales son de punta de lanza o diamante. Cuando la vayas a adquirir, especifica para qué tarea es que la necesitas.

Refrigerar el vidrio a perforar o la mecha

Luego de marcar el lugar exacto en donde queremos perforar, debemos cercarlo con un aro de plastilina o masilla alrededor, y rellenar ese cercamiento con un poco de aguarrás o kerosene, esto se hace para refrigerar el vidrio.

Otra forma más sencilla es hacerlo directamente con la mecha, es decir, mojar la punta de la mecha con el kerosene o aguarrás.

La tarea de refrigerar es importante porque la mecha se recalienta al perforar, y el vidrio se puede quebrar.

Fijar el vidrio y taladrar

Ahora, fijaremos bien el vidrio para que no se nos mueva durante la perforación (en el caso que no sea el vidrio de una ventana ya sujeto, sino uno suelto). Para eso, debemos apoyarlo sobre una base plana.

Finalmente, se procederá a taladrar a bajas revoluciones y presionando con suavidad el taladro, para que avance con lentitud y así evitar que se resquebraje el cristal.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo Taladrar un Vidrio, te sugerimos que visites nuestra sección Hogar.

Esta nota te fue útil?

85 valoraciones. El 91% dice que es útil.